No hay que dejar los libros en manos de los intelectuales

Mickey no se va a vestir de Spider-Man

6 Septiembre 2009

 – La compra de Marvel por parte de Disney ha alterado a los fans de los cómics

– Sin embargo, pueden estar tranquilos: Disney no es invasiva, lo demostró con Pixar
 
Por PAU BRUNET* (SOITU.ES) 
En enero de 2006 la industria de Hollywood quedó atónita ante la noticia de que Disney adquiría Pixar por 7.400 millones de dólares. La compañía lo hacía en cash y con un elevadísimo número de acciones que pasaban a manos de Steve Jobs, el gran nombre detrás de Apple. Él se convertía en el mayor accionista independiente de Disney, y con ello colocó a su mano derecha, John Lasseter, al frente de Disney Animation. Disney y Pixar se unían en algo que la industria vio más como una fusión que como una adquisición.
 
1252078307_291103_fotonoticia_normal_0
Durante estos tres años, Pixar ha producido cuatro filmes que han dejado ingresos en cines de más de 2.000 millones, otros 3.000 más en conceptos de venta de DVD, e incontables millones en derechos subsidiarios —sólo ‘Cars’ ha vendido más de 2.500 licencias en todo el mundo—. Ahora, tres años después, la noticia surgida el pasado lunes de la adquisición de Marvel por parte de Disney por 4.000 millones de dólares ha hecho que los cimientos de Hollywood se vuelvan a tambalear.
 
Y entonces Marvel creó su estudio
 
Los fans del mundo del cómic se han asustado mucho con esta noticia, pensando que ahora los personajes de Disney podrían dominar a sus héroes —desde Lobezno a Iron Man, pasando por Thor o el Capitán America—, pero nada más lejos de la realidad. Disney poco puede (y quiere) pinchar en la realización de las adaptaciones de estos famosos personajes, porque Marvel ya tiene contratos firmados con el resto de estudios para la distribución de las futuras películas.
 
Hasta hace un año y medio, Marvel había realizado 19 películas basadas en sus personajes, pero todas ellas han sido coproducidas por estudios como Sony, Universal o Fox, y ella sólo ha tenido participación de tales beneficios y en parte del control de la producción. Sin embargo, a mediados de 2007 la empresa decidió crear Marvel Studios, su propio estudio desde donde producirían y controlarían el 100% de sus proyectos.
 
thor
La primera película del estudio fue ‘Iron Man’ y el éxito resultó desorbitante, casi 600 millones de recaudación en todo el mundo y otros tantos en DVD, derechos de antena, licencias, etc. Por aquel entonces, y gracias a este pelotazo, Marvel firmó un acuerdo con Paramount para la distribución de sus propios filmes, que incluyen los proyectos de ‘Thor’, ‘Los Vengadores’ y ‘Capitán America’. Con ello, la empresa sigue sin tener el control de sagas como ‘X-Men’, ‘Los 4 Fantásticos’ (ambas de Fox), ‘Blade’ (New Line), ‘Hulk’ (Universal) o la joya de la corona, ‘Spiderman’, de la cual Sony no tiene previsto deshacerse después de haber producido ingresos en cine por valor de 1.600 millones. Con todo, la propiedad de miles de personajes, licencias, y el control de futuras producciones habían convertido a Marvel en la nueva Pixar, y por ello Disney fijó su mirada en la adquisición.
 
 
Y Disney volvió a mover pieza
 
 Cuando Disney se unió a Pixar, no lo hizo para reorganizarla a su gusto —y buena prueba de ello es la independencia que mantiene la productora— sino para empezar a participar de sus enormes beneficios. Las cifras que obtuvo Marvel el pasado año gracias al éxito de ‘Iron Man’ fueron enormes, y Paramount no vio un centavo de todos sus derechos sobre videojuegos, series, merchandising, etc. Lo mismo sucederá con ‘Thor’ o el ‘Capitán America’, así que, siguiendo esta estrategia, lo más seguro es que Disney haya introducido una nueva gallina de los huevos de oro dentro de su corral.

Un negocio más allá del cine

 

Seguro que no veremos en una misma película a Iron Man y a Mickey Mouse, pero sí les veremos en los parques de atracciones. Una de las principales fuentes de ingresos de Disney son sus parques y la posibilidad de construir atracciones relacionadas con estas películas puede resultar de lo más rentable. También el control de la major sobre las diferentes series animadas de Marvel es otro valor activo que seguro servirá para llenar miles de horas de sus canales. Y finalmente los videojuegos, que hoy en día son la parte más suculenta de la industria del ocio. Marvel ya indicó que no iba a crear una subdivisión de videojuegos, pero Disney sí la tiene, y el catalogo de la primera da para mucho.

Disney se confirma como el estudio más inteligente de Hollywood al haberse unido a tres nombres del tamaño de Pixar, Marvel y Apple. Sus movimientos en los últimos tiempos han sido más similares a los de un guepardo que a los de un león, y eso es lo que ha marcado la diferencia entre ella y el resto de majors. 

 

Fuente: soitu.es

 

 

(Visited 24 time, 1 visit today)

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dos × 1 =